Fantasia en el subte de buenos aires

Buscador de relatos ( Busqueda avanzada )

Categoría: Fantasias Comentarios: 0 Visto: 2831 veces
Ajustar texto: + - Publicado el 29/12/2011, por: Anónimo

Este relato es algo muy especial porque es el primero que publicare. Hace mucho que tengo el deseo de ver como le meten mano a mi mujer en el subte.
Un dia muy caluroso de verano teniamos hacer unas compras en el centro y yo ya teniendo pensado que podria ser una buena oportunidad para mi fantasia le dije que se pusiera un lindo vestido negro y holgado que tenia, que la hacia ver muy sexy al mostrar una pequeña parte de sus muslos, y ademas que el vestido tenia una pequeña abertura entre sus pechos que se levantaban mucho gracias a la forma del vestido. Ella por supuesto no penso que íbamos a usar el subte. Teniamos que llegar a la estacion florida el el subte b, era aproximadamente las 11 y media de la mañana y a esa hora el subte esta que explota de gente.
Nos subimos al subte en la estacion Medrano y a duras penas pudimos entrar, yo intente que ella subiera primero y luego yo que tube que empujarla un poco para que entrara, en seguida cuando ella se metio en el tren de espaldas y sin mirar lo que habia dentro se le arrimaron muchos hombres, yo intente no hacer notar que venia conmigo y me puse a su lado como un poco indiferente y me fije que ya tenia a su espalda un hombre cuarenton como de su estatura. Como yo estaba cerca de ella, mi mano alcanzaba a tocar su vestido como para mantener el contacto, yo lo aproveche para levantarle un poco el vestido y hacer que le quedara casi a la altura de sus caderas, con el movimiento y el calor ella no se dio cuenta, pero un viejo que estaba sentado en la fila de atras de ella si se percato y no paraba de mirarla y le hizo un gesto al tipo que estaba parado al lado de ella pero de espaldas para que se fijara, el tipo al mira sus blancas piernas y casi todo su trasero practicamente desnudo porque usaba solo un colaless, se le arrimo un poco mas y se dio vuelta para clavetiarla, y otro de al lado se hacia como el que perdia el equilibrio para afirmarse de sus caderas, ella notaba todo esto pero como algo comun ya que no eran agarrones directos, despues el mismo tipo alto que estaba detras de ella con su paquete totalmente hinchado, le levanto mas la falda y tambien habian manos rozando sus muslos y sus nalgas, yo me hice el que no me daba cuenta y ella ya sentia las manos tocando tu colita hermosa y me buscaba con la mirada. Luego un joven como de unos 23 años que andaba con short y una remera, se le acerco y le agarro de la cintura y le paseaba las manos por toda su cola hasta subir hasta adelante en sus pechos, ella muy nerviosa por ser un tanto timida no se animaba a gritar ni escapar, se dejaba tocar.
Ya estando todo mas avanzado y 4 tipos tocandola, el joven de 23 años hizo un gesto a los otros de los lados para que se movieran y se saco afuera del short una descomunal pija de unos casi 30 centimetros muy larga y parecia incluso musculosa, se la arrimo en las nalgas a mi mujer y luego saco un cuchillo y le corto el colaless dejandola peladita y ya con el vestido sobre la cintura, el joven la tomo bien fuerte de la cintura, se mojo con saliva la enorme pija y la coloco entre las piernas de mi esposa haciendola rozar con su deliciosa vagina con movimientos de meter y sacar, a lo que ella se opuso inclinando el vientre hacia adelante, lo que hizo que por delante el tipo viejo que le manoseaba el vientre y los pechos bajara sus manos hasta tocar toda su concha, ella obvio reacciono inclinando la cola hacia atras, logrando asi entregar su blanco y hermoso trasero en la posicion perfecta para que el joven le metiera la punta de la berga en su conchita. Ella dio un pequeño grito y ya se entrego a la culeada que le iban a dar. Dos estaciones mas hice como que me bajaba y como que me despedia con un beso a la distancia y ella casi desesperada solo levanto la mano, pero yo sin que ella viera me meti de nuevo en el subte y ahi me hice lugar hasta llegar detras de ella y los tipos. En el momento que la mire, me fije que solo habian hombres en el tren y ya ella entregada a ellos con un gesto de placer, dejo que le sacaran todo el vestido y el corpiño quedando completamente desnuda, seguido de eso un hombre cono el tamaño y apariencia de un gorila se sento delante ella y se saco una enorme pija y entre los otros cuatro tipos la levantaron en el aire y la montaron sobre el hombre que de un solo golpe le clavo 30 cms de pija en su conchita, al darse ella cuenta que solo habian hombres ahi empezo a gemir y deleitarse abrazada al hombre, que la embestia lentamente, despues el joven que primero la penetro se puso a su lado y le puso la berga en la cara y ella instintivamente la llevo a su boca y la comenzo a mamar y despues otro por el otro lado y otro que se subio al aciento detras del hombre grande se saco la pija de frente a ella y se la hizo chupar, ahi estaba ella totalmente desnuda siendo un deleite para ese gigante y mamando 3 pijas a la vez, pero eso no fue todo, el viejo que estaba primero se agacho detras de ella y le empezo a chupar el trasero por completo, desde sus blancas y grandes nalgas hasta su pequeño y apretado ano, luego de arrodillo detras de ella y le metio lentamente la pija aprovechando que el gigante la subia y bajaba al cogerla, para mi el espectaculo era lo maximo de placer y me encantaba verla a ella despreocupada de todo incluso de sus ropa y cartera, desnuda siendo follada como loca. Al terminar los tipos con ella la dejaron sentada y yo me acerque y la limpie de toda la leche que le dejaron en sus pechos nalgas y cara, la vestí y ella casi exhausta me miro un poco sorprendida y asustada por verme ahi y la reaccion que tendria yo. Lo unico que hice fue preguntarle como estaba abrazarla y decirle que me encanto lo que habia hecho y que la amaba.

Últimos Comentarios Agregados

No hay comentarios para este relato

Escribir comentario

Debes ser un usuario registrado para poder comentar y votar. Registrate Aquí.
CYBERSEXO

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

Aceptar
X

Reportar relato