Las diosas del sexo incesto: Trio con Ricardo

Buscador de relatos ( Busqueda avanzada )

Categoría: Amor Filial Comentarios: 0 Visto: 2018 veces
Ajustar texto: + - Publicado el 04/12/2011, por:

Las dos niñas, de nueve y trece años, llegaron a casa de su tío, viudo y con un hijo de dieciséis años la noche del 5 de noviembre. El hombre las recibió cortesmente, y les dijo donde estaban sus habitaciones. Durante el primer mes, fueron al colegio, pero la mañana del 5 de diciembre, descubrieron que toda su ropa (incluido el uniforme del colegio, que era católico) había desaparecido. En pijama, fueron a preguntarle el porqué a su tío.
-Tío, ¿donde está nuestra ropa? -dijo Sasha, la más pequeña.
-La e mandado a tirar. A partir de aora, no necesitareis mas ropa de esa, que tapa tanto.
-¿Que tapa tanto? -dijo Deborah, la mayor, conocida como Debby. El hombre asintio.
-Nunca más saldreis de esta casa para ir a ningun lado.
Dicho esto, el tío les indico donde estaba su nueva ropa. Fueron a la habitación indicada y vieron vestidos cortos y ajustados, escotes de vertigo, zapatos de plataforma, y uniformes escolares de falda cortísima.
-¡¿Pero que es esto?! -chilló Debby, observándo unos zapatos de tacón altísimo de color rojo. Entonces, detras suyo, oyó un gritito, y vio a su tio, que había cogido a Sasha por la cintura y la amenazaba con una navaja.
-Si no os poneis esta ropa, mi hijo y yo os mataremos. Vosotras sabéis lo que os conviene -dicho esto, tiró a la pequeña al suelo y salio de la habitacion. Debby, asustada, decidió ponerse la faldita de colegiala y la blazer negra ajustada y escotada sin nada debajo. Como no había ropa interior, dejó su vagina depilada (se la había depilado una criada, diciendo que era más higiénico y blablabla) a la interperie. Si se movía lo más mínimo, su vagina, gordita, estrecha y rosada quedaba totalmente expuesta. Vistió a su hermana igual que ella, con tacones rojos al igual que ella, y con lágrimas en los ojos, las dos salieron de la sala. Pasaron el día encerradas en su habitacion, hasta que bien entrada la noche llegó su tío. Iba desnudo, y el verlas a las dos vestidas de esa forma le excitó. Su hijo llevaba una cámara de filmar en la mano, y se coloco justo enfrente de la cama.
El tío cogio a Sasha y la observó con recelo. Le dio la vuelta y levantó su minifaldita, dejando su chochito apenas velloso al descubierto.
-¿¡QUE HACES!? -dijo Debby, horrorizada al ver que Ricardo (su tio) le quitava la blazer a su hermanita y le empezaba a tocar los pechitos planos. Ricardo no se volvio ni para mirarla, porque Tristán (su primo) le ató las manos y la amordazó. Luego, Tristán volvió a grabar. Sasha estaba paralizada por el miedo, y Ricardo se aprovechaba de eso. Empezo a toquetear su coñito mientras lamia los pezoncillos rosados de Sasha, que empezó a gemir.
-Uuummm, que putita estas hecha, Sasha… -dijo. Después, le levanto la faldita y empezo a lamer su coñito mientras Sasha gimoteaba de placer. La niña se percató del pene de 20 centimetros erecto de su tio, y empezo a acariciarlo.
Debby se deshizo de su mordaza, y gateó hasta allí.
-¡¡¡PARA!!! ¡ES SOLO UNA CRIA! ¡No le hagas eso, házmelo a mi! -dijo, pero era demasiado tarde. Sasha lamía el glande de su tio con carita de placer, mientras se tocaba sus cositas con ansia. Debby se sintio excitada, y la delato el liquido que solto su vagina sobre el suelo.
-Si te portas bien y no opones resistencia, no le hare nada -dijo su tio. Debby asintió, y Tristán le quitó las ataduras sin dejar de filmar. Sasha seguia mamando y masturbandose cuando Debby se quito la blazer enseñando sus prominentes pechos. Se abrió de piernas encima del suelo, enseñando su coño a la cámara, como le habia dicho su tio que hiciese.
-Ahora masturbate como una puta con ese consolador. Y pon cara de zorra lasciva -su tio, con la polla empinada, le tendió un consolador azul. Sasha se había sentado al lado de Tristán y Ricardo, con los ojos abiertos. Ricardo se masturbaba freneticamente, y Sasha decidio hacer lo mismo. Tristán solo filmaba, pero se veia claramente el prominente bulto de sus pantalones.
Debby cogio el consolador y se lo llevó a la boca. Empezó a succionar mientras se restregaba el clítoris con el dedo. Empezo a gemir y a acariciarse mas rapidamente. Cogio el consolador y se lo restrego fugazmente por los pezones, que se pusieron erectos. Se metio el consolador despacio; no sintio dolor porque ya habia follado antes con sus profesores del colegio, si no que empezo a gemir mas alto. Se volvio loca. El consolador se movia rapidamente, y ella se retorcia los pezones mientras gemia de placer. Entonces, su tio lequito el consolador, se lo dio a Sasha y le ordeno que se desvirgara.
-Mmmmmm, no es virgen -dijo con voz lasciva Debby -. Se la follo su profesor de plastica.
Pero igualmente, Sasha estaba cachonda y se metio el consolador por el coño. Tristán lo gravava todo, pero sus ojos se iban hacia el coño de Debby, que en esos momentos empezo a lamer su padre. Las dos hermanas gemian, mientras Tristán eyaculaba en sus pantalones y Ricardo se pajeaba. Tiro a Debby al suelo y la hizo mamar su polla y sus huevos. La chica obedecía, caliente como estaba.
-Mmmmm, zorra, te voy a meter la polla por ese coño de puta que tienes y te voy a bañar en mi leche -le dijo. Colocó a Debby encima de él y la penetro salvajemente. Ella gemia, y el ritmo aumentaba. Sentia el coño arder, y tuvo varios orgasmos. Entonces, sintio un liquido celestial que le cubria el coño y resbalaba por sus piernas.
-Muy bien Debby, muy bien.

Últimos Comentarios Agregados

No hay comentarios para este relato

Escribir comentario

Debes ser un usuario registrado para poder comentar y votar. Registrate Aquí.
CYBERSEXO

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

Aceptar
X

Reportar relato